viernes, 27 de abril de 2012

El día de una intervención de Home Staging


Home Staging en la terraza

Los días que tenemos intervención de Home Staging acabamos agotados. Todo el material se deja preparado el día anterior, así que solo hay que asegurarse del correcto traslado. Todo tiene que estar perfecto para el día previsto. Llegamos a la casa, donde nos espera nuestro cliente y nos ponemos a trabajar. Se va distribuyendo todo por habitaciones, empieza la magia: Cajas que se transforman en mesas y mesitas, colchones que van conformando espacios, telas que se doblan y se desdoblan, cojines, flores... los detalles son fundamentales.

Van pasando las horas y vamos dando forma al proyecto. Lo más difícil, enfrentarte al espacio vacío. Lo mejor:  ver como cada parte se va integrando con el resto hasta conseguir la transformación. Cada casa, cada espacio es distinto. Y así vamos trabajando cada rincón hasta conseguir el efecto deseado.

Y al final, el recorrido por las estancias con el cliente, que mira todo como si fuera nuevo, como si estuviera paseando por un lugar casi desconocido. Lo mejor en ese momento es ver su cara de asombro y la satisfacción de un trabajo bien hecho. Curiosamente, el comentario más repetido en ese momento es: “ la casa parece más grande..., está preciosa, ...apetece quedarse”.

Y es que al final eso es de lo que se trata: que la primera mejor impresión al ver la casa sea emocionante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres dejarnos algún comentario, pregunta o sugerencia, estaremos encantados de responderte.